CIUDAD DE MÉXICO, 4 de abril de 2021.- Una mujer de 85 años vio en el plan nacional de vacunación una oportunidad para pedir auxilio y ponerse a salvo de sus verdugos: su hija y su yerno.

El caso de la adulta mayor se registró en la alcaldía Iztapalapa, mientras recibía la dosis del biológico contra Covid 19.

De acuerdo con la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) de la Ciudad de México, oficiales en campo, destinados para la vigilancia y seguridad de un Centro de Vacunación, establecido en la escuela Vocacional Número 7, ubicado en la avenida Ermita Iztapalapa, colonia Santa María Aztahuacán, fueron requeridos por los encargados de recibir a los beneficiarios de las vacunas.

Ahí, una mujer de la tercera edad que llegó en compañía de una pareja al sitio donde recibiría la vacuna, aprovechó el momento y entregó una nota al enfermero que le aplicó la inyección, en la que denunciaba a sus acompañantes de encerrarla en su domicilio y tenerla en condiciones deplorables.

Más información en Quadratín México.