PACHUCA, Hgo., 30 de enero de 2020.- La Secretaría de Desarrollo Económico en ningún momento avaló el proyecto que se anunció del diseño de un motor eléctrico por parte de la compañía automotriz Lamborghini en Ciudad Sahagún o cualquier otro prospecto de inversión similar, ni a corto ni mediano plazo, aclaró el titular de esta dependencia, Sergio Vargas Téllez.

En entrevista, el funcionario estatal esclareció las dudas generadas, ya desde una postura oficial de parte del gobierno de Hidalgo, la dependencia se desmarca que éste sea un hecho que constituya una inversión dentro de la entidad.

“No vemos en el corto plazo ni mediano que los autos Lamborghini de Italia se hagan en Hidalgo, eso lo descartamos completamente”, afirmó el funcionario de primer nivel.

Al respecto, subrayó que a raíz de la reunión que se tuvo en el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) estatal, junto a la Asociación de Industriales de Ciudad Sahagún con el CEO de Lamborghini Latinoamérica, Jorge Antonio Fernández García, se invitó a la dependencia, la cual acudió bajo la representación de la subsecretaría de Fomento Económico.

Abundó que esta presencia de una instancia gubernamental sólo fue en calidad de invitado u observador de los puntos del presunto proyecto que ahí se dio a conocer, sin embargo, esto no significó, que se diera el aval por parte del gobierno de Hidalgo en que dicho proyecto ya era una realidad.

“La Subsecretaría de Fomento Económico asiste en calidad de invitado, pero nosotros como gobierno no hacemos ningún anuncio de inversión oficial, ni siquiera a través de redes sociales, medios impresos, porque básicamente es un proyecto que apenas conocimos la semana pasada (…), la calidad de invitado de la subsecretaría no significa que hubiésemos con nuestra presencia, avalado dicho proyecto”, puntualizó Vargas Téllez.

En este sentido acentuó que hasta la fecha y a pesar de las menciones antes presentadas de dicho proyecto bajo Lamborghini en palabra de Fernández García, ellos descartan cualquier inversión de este tipo en Hidalgo, a corto como a mediano plazo.

Apuntó que de cualquier forma, la Sedeco siempre se encuentra al pendiente de todas las empresas que pretenden invertir en el estado, sin embargo para esto, afín de evita este tipo de escenarios, ellos poseen una política totalmente estricta para anunciar una inversión.

Precisó que para hacerlo oficial, se debe de seguir un protocolo que comprende el analizar todos los alcances, beneficios de las inversiones, corroborar los permisos que se necesitan para llevarla a cabo, y demás cuestiones que deriven en que se trata de una inversión seria, esto para posteriormente emplear los canales oficiales para el anuncio.

Respecto a la figura del CEO de Lamborghini Latinoamérica, y de las recientes publicaciones que lo implican en varios litigios en su contra por este tipo de anuncios de inversión bajo proyectos, Vargas Téllez aclaró que tendrán “muy en el ojo” a este personaje, aclarando que continuarán con las puestas abiertas a quienes quieran invertir en la entidad.

Por último descartó cualquier acercamiento de esta persona con la dependencia estatal ni comunicación alguna acerca del proyecto, además de que por parte de la Sedeco tampoco se tiene planeado que busquen alguna reunión con él.

La actual aclaración de la dependencia estatal surge a raíz de la reunión que se dio el pasado 21 de enero en el CCE, donde se dio por hecho la próxima presencia del corporativo en Hidalgo para el desarrollo de un motor eléctrico, esto de mano del CEO Lamborghini Latinoamérica, Jorge Antonio Fernández García e industriales de Ciudad Sahagún.

Sin embrago, la compañía por medio de un comunicado de prensa desmintió que exista intención de hacer cualquier tipo de proyecto bajo esta línea en México, Hidalgo u otra latitud, al tiempo que se desmarcaron de la figura de Fernández García.

A esto se suma que Lamborghini destacó que existen dos litigios contra el empresario mexicano en mención, esto ante la existencia de litigios activos en los Estados Unidos e Italia, en los que se logró la orden de cese y desistimiento por el uso no autorizado de las marcas registradas de Lamborghini.

De igual forma, la empresa denominada Lamborghini Latinoamérica obtuvo desde 1995 el derecho para explotar el nombre de la marca, sin embargo, ésta no se dedica al desarrollo y fabricación de autos bajo Automobili Lamborghini S.P.A., pues su rubro es en la fabricación de ropa, accesorios, perfumes, relojes y otros artículos fuera de la cuestión automotriz, que es lo que se propuso ante el Consejo Coordinador Empresarial.