TULA DE ALLENDE, Hgo., 20 de julio de 2021.- Vecinos del fraccionamiento San Pedro, en este municipio, dieron a conocer esta mañana que una persona desconocida envenenó a varios perros que vivían en esa unidad habitacional.

La madrugada de este martes, comenzaron los hallazgos de perros no resguardados que murieron a causa de envenenamiento.

Al menos ocho cadáveres se contabilizaban hasta esta mañana, cuando algunos habitantes del fraccionamiento dieron parte a las autoridades solicitando se investigue y encuentre al culpable de la muerte de los animales que, aseguran, no hacían daño a nadie.

La proliferación de perros callejeros no es un conflicto sólo de este municipio, sino de varias ciudades en el estado y el país, dado que en muchas ocasiones molesta a vecinos que los perros sin hogar defequen en la vía pública y sean alimentados por vecinos que no se hacen responsables por su salud, reproducción, entrenamiento o cuidado más allá de dejarles sobras o croquetas.

En algunos casos, vecinos se quejan de jaurías que crecen sin control se vuelven agresivas, por lo que llegan a tomar acciones extremas como envenenar a los animales.

Sin embargo, organizaciones defensoras de los derechos de los animales continúan defendiendo el espacio que en la calle ocupan estas especies, cada vez más numerosas.

Promueven, además, la adopción de mascotas, sobre todo perros mestizos, aunque sin total éxito, así como la donación de alimento para refugios de estos animales.