CIUDAD DE MÉXICO, 22 de agosto de 2019.- Luego del desencuentro entre diputados morenista donde la legisladora Inés Parra acusó al presidente de la Comisión de Cultura de la Cámara de Diputados, su compañero de bancada, Sergio Mayer, de pedir y recibir moches a cambio de asignación de presupuesto, el presidente de la Mesa Directiva en San Lázaro, Porfirio Muñoz Ledo negó la existencia de este tipo de dádivas.

Durante la firma del convenio con la Secretaría de Cultura federal para abrir espacios culturales en el Palacio Legislativo, aseguró que, en la actual Legislatura se han terminado los moches, sin embargo, informó que ya giró instrucciones a la contraloría interna para que se investiguen las denuncias sobre un posible uso indebido del presupuesto en el área de cultura.

Señaló que, si las acusaciones son fundamentadas, la Cámara de Diputados actuará a fondo y quien resulte culpable puede ser desaforado e incluso, dijo, ser acreedor de sanciones penales por el delito de peculado.

Más información en –> Quadratín México