PACHUCA, Hgo., 10 de junio del 2021.- No hay conflicto ni problema entre los uniformados y Yamilet Salazar Márquez, titular de la Secretaría de Seguridad Pública, Tránsito y Vialidad, sólo diálogo y trabajo, aseguró el presidente municipal de Pachuca, Sergio Baños Rubio.

Las quejas en tiempo recientes de integrantes de la corporación ante el comportamiento de la funcionaria municipal, tales como prepotencia, abuso de su cargo, malos tratos, no velar por los intereses de los elementos, así como otras anomalías bajo el amparo de Salazar Márquez parecen no tener efecto a ojos el mandatario municipal, quien negó la existencia de problema alguno al interior de la secretaría y, sobre todo, provocado por la funcionaria a cargo.


“No hay ningún problema, estamos trabajando, solucionando absolutamente todos los problemas que se tenía también en la secretaría de seguridad”, aseguró al alcalde.

Por el contrario, destacó que hay una total disposición de la corporación, al puntualizar que ya se “pusieron la pilas”, esto al actualmente tomar cursos de derechos humanos, de cómo se debe de atender cercanía con la población, esto a raíz de los penosos casos de abuso de autoridad y falta de aplicación de protocolos para la detención de personas.

-¿Al día de hoy ya no hay ningún conflicto entre los uniformados con la secretaria?- se le preguntó al Baños Rubio.

-En esta secretaría no lo hay, siempre ha habido un respeto, un diálogo y sin lugar a duda, un trabajo constante-, manifestó el ejecutivo municipal al descartar cualquier señalamiento contra la funcionaria de su gabinete.

Desde febrero pasada datan las quejas en contra de la titular de la SSPTyVP, primero por parte de los integrantes de la corporación, quienes exigieron la destitución de Salazar Márquez por ser inoperante para la función que ejerce, junto a varios señalamientos de prepotencia.

También se destaca la usurpación de funciones de los jueces calificadores, atribución que dio a su secretaria particular bajo el amparo de la misma servidora pública, y ahora se expone la queja de gaseros, que ante sucesos de inseguridad señalan que la policía se encuentra ausente, rol que en últimos días ellos han realizado al detener a presuntos asaltantes.