PACHUCA Hgo, a 29 de octubre 2019.- Los integrantes de la Junta de Gobierno responsabilizaron al diputado de Morena, Ricardo Baptista González de cualquier incidente que pudiera poner en riesgo la integridad de invitados, trabajadores del Congreso y propios diputados que aún se encuentran retenidos por manifestantes del Valle del Mezquital en el recinto legislativo.

Con una sede alterna al no poder ingresar Congreso de Hidalgo, en el salón Galicia del Parado de San Javier, la presidenta de la Junta de Gobierno, María Luisa Pérez Perusquía, así como los representantes del PAN, Asael Hernández Cerón, de Encuentro Social, Jajaira Aceves Calva, del PT,
Miguel Ángel Peña Flores; del PRD, Areli Rubí Miranda Ayala y de Nueva Alianza local, Marcelino Carbajal Oliver, informaron que actualmente el inmueble se encuentra sitiado y tomado por los manifestantes, lo cual también se catalogó como un secuestro de las personas que aún se encuentran adentro.

En este sentido, los coordinadores del PRI, PAN, y PES coincidieron que el causante de esta crisis corre a cargo de Ricardo Baptista, ya que fue él quien, a decir de los acusadores, hizo pasar a los delegados y sus acompañantes, como sus invitados, situación por la cual los dejaron pasar.

Señalaron en este sentido, que se procedió a la reunión de los inconformes con los diputados, esto a medida de actuar como intermediarios entre ellos y el gobierno estatal, sin embargo, luego las circunstancias cambiaron de rumbo, esto al cambiar su postura y tomar las instalaciones del Poder Legislativo sin motivo alguno, lo cual paso de ser el canal de comunicación a ser las víctimas de estas acciones, aseguró Pérez Perusquía.

Abundó que al momento permanecen en incertidumbre las actividades del día de mañana, en la que toca la comparecencia de la Secretaría de Finanzas Públicas y la de Seguridad Pública estatal, ante esta falta de garantías.

De igual forma, consideró que estas acciones son una provocación por “los invitados” del diputado Baptista que, si bien ya tenían una respuesta de reunirse la próxima semana para tratar el asunto con las autoridades estatales, estos fueron dilatando con exigencias cada vez más fuera de lugar, por lo que aseguró, que a pesar de tener secuestradas las instalaciones, no requerirá la intervención de la fuerza pública para retomar el recinto legislativo.

Baptista niega acusaciones

Y por separado, el legislador de Morena, Ricardo Baptista González descartó ser responsable de lo que ocurre resultado de la toma del Congreso estatal por manifestantes, ya que los incidentes que se ocasiones corresponden a ellos mismos, y sobre todo denominó de mentirosos a los representantes del PRI, PAN y PES que lo señalan como el artífice de este asunto.

Minutos después de concluida la conferencia de parte de la Junta de Gobierno, el también integrante de ésta, en el mismo restaurante, deshecho las versiones en su contra como único responsable de la crisis que este día, y hasta estas horas de la noche, mantienen tomadas las instalaciones del Congreso y sin poder salir a trabajadores, diputados, invitados y miembros de los medios de comunicación.

Subrayó que las decisiones que tomaron desde la tarde los manifestantes del Valle del Mezquital, son absoluta responsabilidad de quienes tomaron esta decisión de bloquear el acceso como salida de varias personas ajenas a este suceso.

Puntualizó a su vez, que no pueden responsabilizar a su persona, ni al grupo legislativo de Morena por estos hechos, por lo cual rechazó totalmente lo que antes se mencionó por las fracciones del PRI, PAN y PES.
Abundó que decir que este hecho fue manejado por él, que existe una intención política de su parte, es una mentira de María Luisa Pérez Perusquía, Jajaira Aceves y Asael Hernández, a los cuales a su vez señaló de no ser dignos representantes del pueblo.

Señaló que al abrirle las puertas para tratar este tema es una obligación del Congreso ante una responsabilidad del Ejecutivo estatal, de quien confirmó, recibirá a los inconformes la siguiente semana.

De igual forma, expuso que, en su papel de recibirlos, tuvo que convencer a la presidenta de la Junta de Gobierno para que, como él, ella también atendiera el asunto en su calidad de representante del Legislativo estatal, mientras que reprochó que de los integrantes de la Junta de Gobierno que se presentaron a la conferencia de esta noche, no tuvieron la atención de salir a recibir a los ciudadanos y atender el problema.

En este momento, se espera que la diputada encargada del Congreso estatal, firme una minuta a los inconformes, lo que ya derivaría en el abandono de las instalaciones legislativas y la salida de las personas retenidas.