PACHUCA Hgo, a 29 de octubre 2019.- Tras aproximadamente 5 horas de tomadas las instalaciones del Congreso de Hidalgo, y entre acusaciones de la coordinación de Morena y las de PRI, PAN y PES de provocar las condiciones de inestabilidad en el inmueble, como de mentiras y calumnias, los manifestantes liberaron el acceso del recinto legislativo al aceptar la reunión con las autoridades el próximo martes en Gobierno del Estado.

Después de amagar con alargar su estancia en la sede del Poder Legislativo, los delegados y ciudadanos inconformes provenientes del Valle del Mezquital llegaron a un acuerdo entre ellos mismos para presentarse el próximo 5 de noviembre en el palacio de gobierno en punto de las 19 horas.

Por momento, los manifestantes que se albergaron en el pleno del Congreso ante la lluvia, algunos de ellos hasta sentados en la curules de los diputados, recibieron el comunicado de sus representantes no de la mejor manera, al considerar que la hora en la que los recibirían era sólo una treta para dejarlos esperar horas ante sus demandas, sin embargo, al final las voces que se pronunciaron en contra, terminaron cediendo al acuerdo e ir paulatinamente desocupando el inmueble legislativo.

La actual situación logró de nueva cuenta enfrentar a las fracciones políticas de Morena contra las del PRI, PAN y PES principalmente, entre diversas acusaciones de contribuir al ambiente viciado desde la mañana de este martes.

Los manifestantes llegaron alrededor de las 9 de la mañana al Congreso local para exigir diversas obras por unos 100 millones de pesos, pero fue cerca de las 15 horas cuando bloquearon entradas y salidas del recinto legislativo impidiendo salir a los trabajadores y personas que se encontraban dentro.

Los primeros en generar las hostilidades fue la declaración en conferencia de prensa desde el salón Galicia del Parado de San Javier, como sede alterna ante el bloqueo del Congreso, fue la presidenta de la Junta de Gobierno, María Luisa Pérez Perusquía, quien junto a los coordinadores del PAN y PES, Asael Hernández Cerón y Jajaira Aceves Calva respectivamente, y la presencia de los representantes del PRD, PT y Panal, quienes responsabilizaron a su par de Morena, Ricardo Baptista González de generar lo que consideraron una crisis en el Congreso estatal al permitir la entrada de estas personas abrió el supuesto de que eran sus “invitados”, además de señalar hasta que detrás de esta movilización se encontraba la figura del morenista.

De este modo consideraron que el diputado tenía la culpa de cualquier cosa que pudiera vulnerar la integridad de personas ajenas a los manifestantes, como visitantes, invitados de otros diputados, integrantes de la comitiva de la Policía Industrial Bancaria -cuyo titular acudió a comparecer-, así como de trabajadores del Congreso como representantes de los medios de comunicación, que estuvieron retenidos desde la tarde.

Por su parte, a las afueras del mismo recinto donde se realizó la conferencia de prensa, el propio Baptista González expuso su versión de los hechos y cuyo posicionamiento consideró a sus compañeros del PRI, PES y PAN de mentirosos y de no abonar a la solución del problema que contraían los manifestantes.

Al desechar las acusaciones a su persona y al grupo legislativo de Morena, el legislador por Tula de Allende señaló que los únicos responsables de los acontecimientos de esta tarde y noche en la cámara de diputados local, son los propios manifestantes que optaron por tomar estas acciones y no él.

Agregó que la intención de recibirlos, era ser el canal y atender la problemática ante la falta de cumplimiento de los acuerdos que pactó el mandatario estatal en materia de obra pública en sus comunidades, mientras que reprochó que tuvo que convencer a la titular del legislativo, cuando este es parte de su obligación como representante de este Poder, además de que increpó que aquellos que hoy lo acusaron en la conferencia de prensa, no tuvieron la atención como diputados para salir a recibir y atender la problemática, a lo cual los consideró como no ser dignos representantes del pueblo.