PACHUCA, Hgo., 5 de marzo de 2020.- De acuerdo con los datos más actualizados del Global Entrepreneurship Monitor (GEM) México es la única economía en Latinoamérica en la que la participación de las mujeres es más alta que la de los hombres.

Su espíritu de crecimiento se ve reflejado en el nivel de intervención a la hora de iniciar un negocio, el 80.9 por ciento de las mujeres los inició por oportunidad, mientras que el 19.1 por ciento fue por necesidad o alguna otra circunstancia adversa.

«Es el espíritu de lucha lo que posiciona a las mujeres como líderes del emprendimiento”, opinó el especialista en finanzas personales Dante Teytud al hablar de la tendencia emprendedora femenina que va en aumento en todo el mundo.

“En México es muy notorio su nivel de compromiso porque han logrado impactar en el crecimiento y bienestar de nuestra economía. Ellas contribuyen con ingresos para sus familias, sus comunidades e incluso han brindado productos y servicios”, apuntó.

Consideró que algunas de las razones de que se haya registrado una alza en los proyectos de emprendimiento comandados por mujeres es que cada vez ellas están mejor preparadas y más informadas sobre las herramientas financieras con las que pueden contar, tienen un sentido de responsabilidad y organización muy amplio, además de mayor capacidad de adaptación y resolución de problemas.

Con base en datos del GEM, se estima que 3.9 por ciento de la población femenina ha solicitado un crédito para iniciar su propio negocio y que en México 32 de cada 100 mujeres tienen una cuenta en el banco o alguna institución financiera y su trabajo como emprendedoras acumula un total de 30 horas en promedio, debido a que tienen otras responsabilidades y ocupaciones, según lo revelan las investigaciones de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).