CIUDAD DE MÉXICO, 11 de julio de 2019.- Ni los ataques cobardes y perversos de los tres gobiernos anteriores del PAN y del PRI, en complicidad con los tres grupos mineros más grandes y corruptos del país: Grupo México, Grupo Peñoles y Grupo Acerero del Norte, pudieron destruir al poderoso sindicato de los mineros ni a los dirigentes, afirmó el senador de Morena, Napoleón Gómez Urrutia. 

En el marco del 85 Aniversario de la constitución del Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros, Metalúrgicos, Siderúrgicos y Similares de la República Mexicana (SNTMMSSRM), el presidente de esta organización aseguró que el resultado más claro ha sido su regreso como Senador de la República, con el gran objetivo de reconstruir y democratizar el movimiento obrero en beneficio de los trabajadores y sus familias. 

Arropado por el gremio sindicalizado, el morenista reconoció la “valiente, inteligente y fuerte” lucha de los mineros al resistir durante 12 años, del 2006 al 2018, una persecución política sin precedentes que lo obligó a su auto exilio a Canadá.

Más información en –> Quadratín México